domingo, 21 de mayo de 2017

Incondicional

Ya voy mi amor!le decía cuando siendo pequeño se caía y se pelaba las rodillas.
Ya voy, les respondía cuando tenía pipí por las noches.
Ya voy, si un estornudo, decoraba de estalactitas su naricita.
Ya voy, cuando empezó a sentirse mal.
Y cuando sin remedio, todos le dijeron adiós,
Ya voy mi amor, le susurró su madre de nuevo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cadenas

Nos enviaban de una patada a las duras calles, los pequeños grilletes en los tobillos no me permitieron caer de pie. Vimos alejarse la car...